¿Cómo hacer un ozonizador?

Ozonizador casero destacada

Tener la garantía de que el agua que consumes y el aire que respiras están libres de microorganismos es muy importante para mantener tu salud y la de tu familia. Una de las formas más prácticas de lograrlo, es tener un ozonizador en casa. Sin embargo, estos equipos generadores de ozono pueden ser bastante costosos, por lo que si tienes habilidades y conocimientos básicos de electricidad puedes fabricar un ozonizador casero. Te invitamos a seguir leyendo y conocer cómo hacer un ozonizador de forma sencilla.

¿Qué es un ozonizador?

Antes de siquiera dedicarnos a explicarte cuál es el proceso de fabricación de estos dispositivos debes saber a ciencia cierta de qué se tratan estos dispositivos. Los ozonizadores, también conocidos como generadores de ozono, son aparatos diseñados para producir ozono en grandes cantidades, un gas que es ampliamente utilizado en tareas tanto de limpieza como desinfección del agua y del aire.

Son capaces de simplificar diversas tareas de limpieza, permitiéndote esterilizar tanto el agua como el aire para eliminar patógenos, virus, bacterias y otros agentes biológicos que pueden ser perjudiciales para la salud. Limpiar con ozono ofrece una gran seguridad y bienestar a quienes la llevan a cabo, brindándoles salud y también comodidad.

Un patógeno es algo que causa una enfermedad. Los microbios que pueden tener una presencia duradera en la sangre humana y causar enfermedades en los humanos se denominan patógenos de transmisión hemática.

medlineplus.gov

Formas de producir ozono

Como ya sabes, los ozonizadores tienen la capacidad de transformar el oxígeno en ozono, el cual es un gas con un gran poder oxidativo. Por esto, el ozono ataca las estructuras celulares de bacterias y hongos, así como las envolturas de los virus y los destruye.

Para producir ozono, la molécula de oxígeno se debe separar en radicales libres que se unirán a otras moléculas de oxígeno para formar el ozono. Así se requieren en principio tres moléculas de oxígeno para formar dos moléculas de ozono.

Se denominan radicales libres a aquellas moléculas que tienen un electrón desapareado en su orbital más externo.

elsevier.es

En la naturaleza el ozono se produce por acción de la luz ultravioleta que separa a los iones de O2, esta técnica también se puede utilizar para producir ozono artificial. Sin embargo, la forma más común que usan los generadores de ozono es el efecto corona.

¿De qué se trata el efecto Corona?

Seguramente te estarás preguntando en qué consiste este curioso efecto. Se trata de un fenómeno eléctrico que ocurre cuando el aire se ioniza alrededor de los conductores eléctricos. En un sistema cerrado esto puede ocurrir cuando colisionan dos electrones libres o cuando se juntan electrones luego de orbitar por un átomo.

La primera forma de efecto corona registrada fue el fuego de San Telmo. En clima tormentoso en el mar, en ocasiones aparecían luces como flamas rojizas o azuladas en la parte superior de los mástiles de los barcos.

clubensayos.com

Una vez que las moléculas son ionizadas, obtienen la capacidad de transportar energía y otros electrones que estén circulando por el aire. Suena complicado, pero lo importante es tener en cuenta que una vez se produce este efecto se genera ozono. El cual, por cierto, es capaz de degenerar cualquier material dieléctrico que tenga como base la goma o el plástico.

Es importante destacar que la mayoría de los ozonizadores funcionan utilizando este curioso efecto, del cual también haremos uso para la fabricación de un generador de ozono casero.

Medidas de seguridad para construir un ozonizador casero

Si te has decidido a construir tu propio generador de ozono, hay varias recomendaciones que debes seguir:

  • No intentes construir este ozonizador si no tienes conocimientos básicos de electricidad. De más está decir que jugar con alto voltaje puede llegar a ser muy peligroso, incluso mortal en muchos casos.
  • Debes contar con un disyuntor o interruptor diferencial que te permita protegerte del alto voltaje.
  • El área de trabajo debe tener una ventilación adecuada que evite que el ozono pueda acumularse. Esto es porque respirar ozono en grandes concentraciones puede ser perjudicial para la salud.
  • Al momento de trabajar utiliza guantes aislantes que te puedan proteger de cualquier posible descarga eléctrica.

Sabiendo los riesgos que conlleva este procedimiento, te recomendamos que, si no cuentas con todas las condiciones de seguridad anteriormente señaladas, te decidas por un ozonizador comercial. En el mercado es posible conseguir algunos modelos básicos que tienen un coste bastante asequible.

Materiales necesarios para fabricar un ozonizador casero

En caso de que seas todo un manitas y cuentes con todo el equipo y los conocimientos necesarios, puedes plantearte fabricar tu propio generador de ozono. Para esto vas a requerir los siguientes materiales:

  • Un transformador que permita elevar la corriente de 220 V hasta unos 2000 V.
  • Cables recubiertos para realizar los arcos o puentes.
  • Cinta aislante para llevar a cabo la instalación eléctrica.
  • Gomas elásticas.
  • Un salero de vidrio con tapa de metal.
  • Malla mosquitera de acero.

Fabricar un ozonizador casero en 7 pasos

Una vez hayas cumplido con las condiciones adecuadas y recaudado todos y cada uno de los materiales necesarios, puedes proceder a construir un ozonizador casero. En esta ocasión, te presentamos uno efectivo para la purificación del aire.

Para esto debes seguir los siguientes pasos:

  1. Coloca un cable en cada extremo del transformador, el cual te permitirá crear un arco o puente eléctrico.
  2. Con mucha precaución comprueba que el arco eléctrico funciona y para esto debes conectar el transformador a la energía eléctrica y acercar los extremos de cada cable del transformador. Si se forma un pequeño halo luminoso, el arco está en funcionamiento.
  3. Desconecta el transformador de la energía eléctrica antes de realizar la conexión con el reactor.
  4. Para construir el reactor, toma un trozo de malla mosquitera y únela a un trozo de cable. Luego debes enrollarla, colocarla dentro del salero y sacar el extremo del cable por los agujeros del mismo.
  5. Toma otro trozo de malla mosquitera con su cable y colócala envolviendo la parte externa del salero. Para sostenerla utiliza una goma elástica a cada extremo.
  6. Une los extremos de los cables del transformador a cada uno de los extremos de los cables en las mallas mosquiteras. Para esto utiliza la cinta aislante.
  7. Conecta el transformador a la energía eléctrica y si funciona se deberá producir una reacción que va a transformar el oxígeno en ozono. Por esto, se produce un zumbido similar a una radio mal sintonizada y un olor fuerte, muy similar a mariscos en descomposición, lo cual es típico del ozono.

Para que tengas mayor detalle de cómo construir un ozonizador casero, te invitamos a ver el siguiente vídeo.

Consideraciones al tratar con el ozono

El ozono es uno de los métodos más efectivos para lidiar con todo tipo de olores en casa, pero también puede ser un poco arriesgado. Debes tener en mente que la exposición por largos periodos a este gas puede ser perjudicial para la salud.

Las concentraciones de ozono pueden causar síntomas como ardor de ojos, garganta, nariz y, en personas sensibles, hasta sangrado, como los menores de cinco años, adultos mayores y pacientes con enfermedades crónico degenerativas como hipertensión, cardiovasculares y diabetes.

gob.mx

Es por eso que debes ventilar bien las zonas una vez haya terminado el proceso de limpieza para evitar inhalarlo. Aunque las exposiciones por cortos períodos a este gas resultan inofensivas, así que no tienes de qué temer.

¿Cuáles son los beneficios de los generadores de ozono caseros?

Algo que debes saber es que este tipo de dispositivos proporcionan una gran cantidad de beneficios, debido a que se basan en un principio bastante fiable de generación de ozono. A continuación, detallaremos cuáles son los beneficios de contar con un generador de ozono casero para que te animes a fabricar el tuyo propio.

Efectos antibacterianos del ozono

En primer lugar, debes saber que estos dispositivos caseros poseen principalmente los mismos beneficios de los modelos producidos en masa. También poseen un efecto antibacteriano, gracias a que el ozono es un gas muy eficaz ante las bacterias. Permite prevenir enfermedades como el botulismo y proporciona condiciones en las que este y virus similares no pueden sobrevivir.

Dicho de otra forma, detendrá en seco la proliferación de bacterias, impidiendo que vuelvan a producirse. Es gracias a eso que podrás utilizar tu ozonizador casero para desinfectar zonas grandes y como un elemento imprescindible al limpiar tu hogar e incluso la oficina.

Efectos antivirus del ozono

Una de las grandes ventajas del ozono es que es capaz de eliminar virus comunes, como los causantes de la gripe, del sarampión e incluso del coronavirus. Al despojar el aire de cualquier agente dañino te asegurarás de brindar a tus amigos y familia un ambiente limpio en el cual poder respirar con tranquilidad.

Es por este motivo que estos dispositivos se han convertido en una de las medidas de seguridad más comunes para evitar la propagación de los virus en lugares muy concurridos como casas, locales, oficinas y otras áreas cerradas.

El ozono resulta ser un potente fungicida

Otro factor que te hará querer tener uno de estos dispositivos es su potente efecto fungicida. Si vives en un ambiente donde suele haber un poco de humedad luego de las lluvias o si tienes filtraciones en casa, una de las opciones que puedes considerar es colocar uno de estos dispositivos.

Eso se debe a que destruyen las esporas presentes en el aire, lo que ayuda a evitar que se sigan reproduciendo. Aunque, por supuesto, si el problema se vuelve muy serio, es recomendable que dejes que un profesional lo solucione.

Son bastante económicos

Teniendo en cuenta lo que llegan a costar algunos ozonizadores caseros, este dispositivo apenas supondrá un golpe para tu bolsillo. Todos los materiales son bastante económicos y también fáciles de conseguir, por lo que podrás acudir a cualquier supermercado o ferretería y prepararte para fabricar el dispositivo.

Son relativamente fáciles de fabricar

Con tan solo seguir unos pocos pasos y las recomendaciones que te dejamos hace un momento podrás fabricar tu propio ozonizador casero. No necesitarás ser un experto en ingeniería eléctrica, solamente armarte de valor, paciencia y tener el cuidado requerido para que el proceso salga como debe ser.

¿Cuáles son las desventajas de los generadores de ozono caseros?

Si bien proporcionan muchos beneficios, no están exentos de inconvenientes. Algunos de ellos pueden ser, por ejemplo, lo antiestéticos que resultan estos dispositivos. Colocar uno de estos aparatos hechos en casa en medio de tu sala permanentemente bien chocará un poco con la estética del lugar, a menos que tu sala de estar sea como la de un científico loco.

Otra de las desventajas es la imposibilidad de ajustar el flujo de ozono en tu casa, para lo que haría falta un regulador de voltaje, un medidor de ozono y otros dispositivos que podrían resultar bastante más caros que uno comprado en la tienda.

Tampoco cuenta con un temporizador para evitar que trabaje por más tiempo del debido e inunde la casa de ozono, lo cual puede ser perjudicial para la salud. Es por ello que deberás estar siempre pendiente de que debes apagarlo cuando pase cierto tiempo. Además, colocarle temporizadores o alarmas puede también resultar en un gasto adicional que puede que al final no compense.

Como puedes apreciar, si cuentas con los materiales necesarios y cumples con las medidas de seguridad, podrás construir fácilmente un generador de ozono casero. El mismo puede ayudarte a purificar el aire de una habitación de aproximadamente 30 m2.

No obstante, te recordamos que el ozono en altas concentraciones puede ser un gas bastante tóxico. Por tanto, no utilices este equipo en un área muy pequeña o poco ventilada donde se pueda acumular y causar daños a tu salud y la de tu familia.

Ya conoces los pasos que debes seguir si quieres fabricar un ozonizador casero de forma sencilla. Con la información que te hemos suministrado deberías ser capaz de fabricar uno por tu cuenta con un poco de pericia. Si te hemos ayudado, te invitamos a seguir visitando el sitio y a leer las comparativas de los mejores modelos de ozonizadores para saber más sobre ellos. Regálanos un me gusta en nuestras redes sociales y compártelo con tus amigos.

Escrito por
Recomendaciones destacada
Próxima entrada